Posteado por: samuraiquark | febrero 16, 2008

Deep Impact, cazador de Planetas

En un claro ejemplo de como optimizar recursos, la NASA aprovechará el viaje de la sonda Deep Impact hacia el cometa Hartley 2, para buscar planetas extrasolares.

EPOXI son las siglas de la misión extendida de la sonda espacial Deep Impact, que ya hizo historia al cumplir con éxito su misión de estudio del cometa Tempel 1, y es una combinación de los nombres de los dos tipos de investigación que se llevarán a cabo: la búsqueda de planetas extrasolares, Extrasolar Planet Observations and Characterization (EPOCh), y el estudio del cometa Hartley 2, Deep Impact eXtended Investigation (DIXI).

La sonda apuntará el mayor de sus dos telescopios a sistemas estelares previamente conocidos en los que se han localizado planetas. Estos planetas son gigantes gaseosos con atmósferas masivas, como Júpiter, que orbitan muy cerca de su estrella y han sido localizados debido a que su tránsito pasa frente a su estrella, eclipsándola. El objetivo de la misión, además de estudiar estos planetas, es la búsqueda de otros planetas aún no descubiertos así como de planetas de tamaño Terrestre, cuya órbita también puede transitar frente a su estrella o cuya gravedad puede alterar la orbita de planetas ya conocidos.

La búsqueda sistemática de planetas extrasolares comenzó en 1988, aunque no fue hasta 1995 cuando se localizó el primero, 51 Pegasi b. Desde entonces no han cesado los descubrimientos y hasta la fecha, más de 200 planetas extrasolares han sido detectados, principalmente, debido al tirón gravitacional que ejercen sobre su estrella.

Detectarlos por medio de la luz que reflejan es muy difícil debido al brillo de la estrella, pero en las raras ocasiones en que la órbita del planeta se alinea para eclipsar a su estrella con respecto a la Tierra, la luz del mismo puede observarse directamente. En estos casos la luz que se observa en el telescopio es una combinación de la luz de la estrella y la del planeta, así que, sustrayendo la luz que emite la estrella cuando el planeta está tapado por esta, lo que queda es la luz emitida por el planeta.

Deep Impact también estudiará la Tierra como si de un planeta extrasolar se tratase, observándola en el rango de la luz visible y en el infrarrojo, recabando datos que permitirán su comparación con futuros descubrimientos de planetas similares a la tierra alrededor de otras estrellas.

Encontrar un planeta similar al nuestro está cada vez más cerca, aunque saber a ciencia cierta si estamos o no solos en el Universo muy posiblemente seguirá siendo una pregunta sin respuesta, por algún tiempo.

Fuente: http://www.nasa.gov/centers/goddard/news/deep_impact_epoxi.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: